jueves, 2 de junio de 2011

Recomendaciones de clientes, claves para tener éxito con nuestro público objetivo

31-05-2011 (15:40:13) por Redacción www.puromarketing.com

La gran pesadilla de todo CEO es invertir grandes cantidades de dinero y tiempo en campañas publicitarias sólo para descubrir en multitud de ocasiones que el público objetivo no está comprando sus productos. La medición de la efectividad de la publicidad es una tarea muy difícil y con mucha frecuencia, las empresas ven pocos resultados tangibles en sus esfuerzos de publicidad.



Una parte del reto para los anunciantes son los consumidores. Un estudio de Nielsen muestra una serie de niveles de confianza para las diferentes formas de publicidad y donde las páginas web de las marcas y empresas con un 70% de aceptación o los sms de textos con el 24% son algunos de los ejemplos destacados.



En general, el 56% de los consumidores reafirmaron su confianza en la publicidad tradicional. Sin embargo, el informe de Nielsen indica que el nivel más elevado de confianza se genera a través de las recomendaciones que los consumidores de reciben de personas que cercanas o conocidas, llegando a un indice de confianza del 90%.



Pero cuando la publicidad tradicional no funciona ¿qué debe hacerse? ¿Cómo influir en la confianza de los clientes y consumidores? Para ello, existen algunos aspectos importantes que podemos destacar y tener en cuenta:



Entender a sus clientes. Algunas investigaciones en este sentido han demostrado que los clientes recomiendan una organización cuando ésta se muestra ctransparente, clara y no de forma ambigua, y para ello es crucial entender a los clientes. ¿La mejor manera de conseguirlo? Escuchándoles, hacer valer sus opiniones.



Capturar y sacar provecho de las opiniones positivas. Los testimonios de clientes e incluso de consumidores no clientes, son más confiables que las formas tradicionales de publicidad. Tenemos muchos sitios de dónde recopilar esta información (redes sociales por ejemplo), así que debemos buscar retroalimentación pues son personas que pueden influir en otros.



Buscar y emular a los embajadores de marca. Hay muchos empleados que brindan un servicio mucho más allá del que imaginamos, que por su dedicación, trato y buena atención generan lealtad en los clientes que posteriormente regresan. Muchas compañías no conocen quienes son, pero encontrarlos nos brindará la oportunidad de aprender de ellos.



Recompensar a los clientes que nos recomiendan. Es posible que los clientes sean propensos a recomendarnos cuando les recompensamos, con lo que no está de más ofrecerles algo, sean cupones, ofertas exclusivas para ellos, o nuestro catálogo unos días antes de lanzarlo a todo el mundo.



Uno de los beneficios finales de este tipo de estrategias es que los clientes que acuden a una empresa por la recomendación de un amigo, son más propensos a quedarse a largo plazo. El 37% sigue participando frente al 26% que llegó a través de otros métodos.



Para obtener mayores ingresos, es necesario impulsar las recomendaciones de los clientes, con lo que será imperativo que todos los aspectos de la empresa se centren en proporcionar experiencias memorables a todas las personas